Cerrar Aviso de seguridad de cocinas de gas. Más información aquí.
Estrategia de RC

Estrategia de Responsabilidad Corporativa

Un comportamiento honesto y responsable que tenga presente el futuro.

Actuamos con responsabilidad y siempre teniendo en cuenta los impactos que nuestra actividad tiene en la sociedad y el medioambiente. Para el adecuado control y la mejora continua en materia de Responsabilidad Corporativa (RC), en BSH España contamos con un plan estratégico desde 2012.

Para mejorar e impulsar la implantación de la responsabilidad corporativa del grupo en España, también desde 2012 existe un consejo de responsabilidad corporativa en el que están representadas las distintas áreas de la empresa. La responsabilidad corporativa se considera transversal a la compañía y debe estar integrada en las actividades y decisiones del negocio en todas las áreas.

Plan estratégico de responsabilidad corporativa.

La sostenibilidad de la empresa y del entorno y la contribución al desarrollo es el objetivo principal del Plan de responsabilidad corporativa de BSH, en el que hemos identificado aquellas áreas de la guía del Pacto Mundial de las Naciones Unidas que son relevantes para nosotros y para nuestros grupos de interés, y en las que podemos influir. Dirigimos nuestros esfuerzos a iniciativas orientadas a la producción y el consumo responsable, al desarrollo de innovación aplicable a la industria y a nuestros productos, incluyendo innovación en reducción de emisiones de CO2. BSH lleva años trabajando para fortalecer el Gobierno corporativo y favorecer un entorno de trabajo que permita tener calidad de vida y desarrollar e integrar a las personas, fomentando el emprendimiento y el enriquecimiento que ofrece la diversidad. Además, la compañía trabaja activamente en colaboraciones con empresas, instituciones y sociedad impulsando alianzas que aporten valor a la sociedad.

Los 7 pilares de la estrategia de responsabilidad corporativa.

Este plan se estructura en siete ejes clave para BSH. Por cada uno de ellos existen programas que marcan las líneas de actuación de la compañía y permiten medir la evolución de su desempeño. El plan cuenta con más de 100 actuaciones dirigidas a alcanzar objetivos de sostenibilidad en nuestra gestión empresarial, en el desarrollo de nuestros productos, en nuestras actividades fabriles o con nuestros clientes y empleados, siempre de acuerdo a los asuntos clave para nuestros grupos de interés y para la compañía. Además, BSH España dispone de múltiples canales y mecanismos para gestionar el diálogo y la comunicación con los grupos de interés, mediante una escucha activa que nos permite dar respuestas a sus expectativas y necesidades, y mantener así actualizado el Plan de responsabilidad corporativa. La encuesta a los empleados, las visitas a fábricas de nuestros clientes, las colaboraciones con escuelas de cocina, ubicadas en ciudades por todo el país que nos permiten vivenciar la experiencia de uso que tiene el consumidor, nuestra escucha activa en todos los canales de redes sociales que tienen abiertos nuestras marcas, nuestros contactos con sindicatos, medios, ONG’s, universidades, centros de investigación, escuelas de negocios, etc.

BSH, miembro del Pacto Mundial de las Naciones Unidas.

La globalización es una ventaja y un desafío al mismo tiempo. Para asegurarse de que beneficiara a todas las personas del mundo, el entonces Secretario de Naciones Unidas, Kofi Annan, aprobó el Pacto Mundial de las Naciones Unidas . Estaba dirigido en especial a empresas que desearan abordar la globalización de manera responsable y actuar en beneficio de las personas. En general, el Pacto Mundial de las Naciones Unidas incluye diez principios de comportamiento que guían las acciones de BSH: se centran sobre todo en temas relativos a los derechos del trabajador y los derechos humanos, la protección ambiental y la lucha contra la corrupción.

Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas.

Además, en BSH nos sumamos a los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de Naciones Unidas, aprobados en 2015, y los añadimos a nuestro plan de responsabilidad corporativa. Estos objetivos son el plan de acción más ambicioso a favor de las personas, el planeta y la prosperidad. De aquí a 2030, Naciones Unidas apuesta por empezar a concebir a las empresas no solamente como actores que generen riqueza, sino también desarrollo a nivel mundial. Para ello, no basta con que las empresas no causen impactos negativos en sus grupos de interés y en la sociedad en su conjunto, sino que deben actuar como agentes de desarrollo causando impactos positivos que cambien la forma de hacer negocios y mejoren el bienestar del conjunto de la sociedad.